625 991 557

Calle de La Nucia, 4, 03502
Benidorm, Entresuelo 2
Oficina 5

¿Qué pasa si pago en negro una parte de mi vivienda?

En España es bastante común pagar una parte de la compra de una vivienda en negro, para evitar pagar parte los impuestos derivados de la transacción. Sin embargo, se trata de una práctica bastante arriesgada, tanto para el comprador como para el vendedor y que puede derivar en el pago de multas muy elevadas por evasión fiscal.

A continuación analizamos todo lo que debes saber sobre la compraventa de inmuebles en negro, así como los riesgos que conlleva esta práctica, cada vez más vigilada y castigada por la Agencia Tributaria.

¿Por qué se sigue pagando dinero en B en la compra de viviendas?

Como apuntábamos, en España se detectan muchos casos en los que el propietario y el comprador acuerdan que una parte del importe de la vivienda se pague en dinero negro, es decir, en B. De hecho, solo el año pasado se abrieron más de 600 expedientes sancionadores por este motivo. 

Sólo en 2020 se abrieron más de 600 expedientes sancionadores por casos relacionados con la compraventa de inmuebles en negro

Durante el boom inmobiliario, este tipo de operaciones eran muy frecuentes, sobre todo en la compraventa de VPO, donde el precio está limitado por la administración pública y donde esta fraudulenta actividad es doblemente ilegal.

Las consecuencias fiscales

Para el comprador:

Realizar una compra pagando parte del dinero en negro, conlleva una serie de desventajas.

Por ejemplo, si el precio de escritura es bajo y la cantidad destinada a pagar la casa es muy elevada, Hacienda puede hacer una comprobación de valores. Es decir, puede exigir que el pago del ITP sea mayor.

Otro inconveniente es que si el comprador decide vender la casa en un futuro, su valor de adquisición será más bajo (solo cuenta el escriturado).

En el IRPF, el contribuyente tendrá que tributar por una ganancia patrimonial superior a la obtenida realmente.

Y en cuanto al impuesto de plusvalía municipal, si se decide vender la vivienda más adelante, habrá que tener en cuenta que si se reduce el valor de adquisición de la escritura, luego será más difícil que haya una pérdida en la transmisión y le costará más al comprador librarse del impuesto.

Para el vendedor:

El vendedor es el más beneficiado en una compraventa con dinero en B. Al conseguir reducir la ganancia patrimonial obtenida, pagará menos IRPF. Además, puede librarse de pagar la plusvalía municipal porque puede alegar haber registrado pérdidas con la operación.

El único riesgo al que se expone el vendedor es el de sufrir una comprobación del valor de transmisión declarado por haber vendido un inmueble por un precio reducido.

Medidas antifraude

Iglesias pone de manifiesto que erradicar el pago en negro es «algo complicado porque esto es España y existe mucha picaresca”. Anima a sus colegas a no consentirlo y a las comunidades autónomas a ajustar los valores mínimos de escrituración a la situación real del mercado. Las haciendas autonómicas pueden saber en cuánto realmente se transmite un piso. «Ante cualquier indicio, deberían hacer automáticamente una paralela y enviarla al presunto infractor. Con esta medida se lograría disuadir a la gente«.

Por otra parte, el control de la Agencia Tributaria pasa por una variada batería de medidas que tienen como base, fundamentalmente, el cruce de datos. Hacienda selecciona a una serie de contribuyentes a vigilar en base a discrepancias fiscales. Por ejemplo, puede comprobar si el comprador solicita una hipoteca de un importe superior al escriturado.